martes, 17 de mayo de 2011

PRENSA REAL, DEMOCRACIA REAL

Los miles de jóvenes, agrupados por la red en "democracia real ya",  y que están protestando públicamente por la falta de trabajo, por la falta de proyectos y por unos políticos que no les dan salida a su duro y vacío presente y les ponen a los pies de un incierto futuro, se están movilizando en toda España sacando a la superficie ,con claridad, los déficits estructurales y los vicios no corregidos de nuestro sistema a pesar de ser bien conocidos, sobre todos los que afectan al sistema financiero y al comportamiento de unos mercados que ignoran y pisotean sin escrúpulos los derechos más elementales de los ciudadanos.
Cuando ni las tibias leyes de regulación, ni las reformas acometidas con el consenso de las instituciones, sindicatos incluidos, no son capaces  siquiera de ofrecer una mínima esperanza a los llamados NI-NI y cuando el seguidismo de los medios de comunicación está sobre las agendas de estas reformas y no van más allá, es cuando se produce esta ruptura - divorcio entre una capa social que debría ser , que de hecho es, el futuro de cualquier país.
En estas movilizaciones en la calle, en sus seguidores de facebook,(más de 60.000) , en sus mensajes de twitter y en sus propias declaraciones a algunos medios de comunicación. Estos jóvenes, seguramente poco usuarios de la prensa y televisión generalistas, están destilando una crítica hacia los medios de comunicación por alejarse , también, de la realidad social y más en concreto de los problemas que a ellos les atañen, que por otra parte, no dejan de importarnos al conjunto de la ciudadanía.
Ante las críticas de los jóvenes a los medios , algunos de éstos están reaccionando autojustificándose y demostrando  que ya están siguiendo el tema: "La muestra palpable es que te estoy entrevistando" decía un famoso locutor de radio" o "Están enviando twitts a la red sobre el silencio de nuestros informativos cuando lo estamos contando, esto no es justo y no es real...", decía una presentadora de una televisión pública.
Y ellos, seguían twitteando y movilizándose en la calle, pero quizá lo que querían expresar es que los medios de comunicación no habían estado más despiertos que los políticos actuales . No habían sido capaces de pulsar que una parte de la sociedad se estaba rebelando contra todo y contra todos  porque, simplemente, no tiene nada.
Ahora, algunos medios, como viene siendo habitual ,volverán a seguir la agenda que marquen estos NI-NI, y los jóvenes los utilizarán porque los necesitan para difundir sus justas protestas, quizá haya una oportunidad para que la prensa y los jóvenes se vuelvan a reconciliar. ¿o no?